¿Quién es el Cuidador primario?

Cuidar es un acto inherente a la vida: el ser humano como todos los seres humanos ha tenido la necesidad de ser cuidado, porque cuidar es un acto de vida que permite que la vida continúe. Las personas necesitan atenciones desde que nacen hasta que mueren.

Se usa el termino CUIDADOR PRIMARIO para referirse a la persona que se encarga de brindar cuidados y apoyo en la realización de actividades cotidianas o vitales a una persona, debido a que esta se encuentra enferma o discapacitada.

Las características más habituales son: mujer, esposa o hija del enfermo, dedicada al hogar, que comparte el domicilio del paciente o vive cerca. Se hace cargo de la mayor parte del cuidado, no recibe remuneración económica, no tiene un horario establecido, no cuenta con capacitación formal para desempeñar el cuidado y se encuentra vinculado de manera afectiva a la persona de quien cuida.

TAREAS DE CUIDADO:

Apoyo emocional: Incluye atender las manifestaciones emocionales de los pacientes (como miedos, o molestias y tratar de orientarlos hacia la correcta expresión de las mismas).

Apoyo instrumental: Consiste en buscar y brindar información sobre la enfermedad y los tratamientos, agendar citas medicas y procedimientos o estudios, comprar o conseguir material

Actividades domesticas: Propias del hogar

Asistencia en procedimientos médicos: Consiste en la realización de curaciones o la administración de medicamentos

Dentro de la experiencia del cuidado se dice que vivir con un familiar que padece una enfermedad grave genera un impacto en la vida cotidiana de las personas que lo cuidan. En este sentido se  experimentan situaciones de difícil manejo, toma de decisiones, se presenta la disyuntiva entre cuidar y las metas de la vida personal, lo cual repercute en la calidad de vida, sueño, descanso, actividades sociales, emocionales, económicas y laborales, las cuales pueden llegar a volverse problemáticas sino se atienden, afectando el bienestar emocional, salud o la forma de relacionarse con otras personas.

Por ello es fundamental que el cuidador a su vez se enfoque en su autocuidado, teniendo en cuenta que tiene DERECHO de:
  • Experimentar y expresar sentimientos tanto agradables como desagradables
  • Buscar soluciones que se adapten a sus necesidades y posibilidades
  • Cometer errores y ser disculpado por ello
  • Ser reconocido como una persona valiosa e importante para su familia y comunidad
  • Dedicar tiempo a si mismo y a las actividades que le gustan sin sentir culpa
  • Decir NO cuando lo que se le pide es excesivo
  • Seguir con la propia vida

El cuidador es parte fundamental del tratamiento y abordaje del padecimiento, su labor promueve una mayor calidad de vida del paciente, y al igual que este, tiene derecho a expresar lo que siente y necesita, por lo cual es importante cuidar  al cuidador.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: